UN INICIO PARA TODOS

30 DE ENERO, 2018

Un Inicio para Todos


En este post os vamos a hablar sobre Un Inicio, nuestro colaborador principal.

Esta empresa nace de la mano de Edu Roselló Juvanteny y Gloria Rubio Cárdenas, con la misión de utilizar la gastronomía como vínculo para la inclusión social, generando un espacio en el que todo el mundo pueda desarrollar sus habilidades y apostar por su pasión.

La historia de Un Inicio comienza en 2007 en el Colegio Internacional J. H. Newman de las Rosas. Este colegio se rige por un principio que vertebra todo su sistema: Educamos Personas. No es extraño ver como profesores y alumnos se reúnen después de las clases para compartir su situación u organizar salidas y jornadas de estudio extraescolares. La tradicional relación distante entre alumno y profesor desaparece dando paso a un intercambio de experiencia y conocimiento de persona a persona.

En este contexto de educación y crecimiento tanto personal como profesional empiezan a ver como chicos se quedan fuera del sistema educativo debido a una falta de interés en el ámbito académico que les conduce a un abandono escolar. Todos estos chicos cuentan con habilidades en otros ámbitos que necesitan ser descubiertas y puestas en marcha. Deciden utilizar la cocina como medio para educar en valores mediante la realización de caterings sociales. Todo el dinero resultante de estos caterings se invierte apoyar a las familias más necesitadas o en la reconstrucción de los desastres causados por catástrofes naturales.

La cocina era un lugar donde conseguían resultados de forma rápida por lo que era muy gratificante ver el resultado de sus esfuerzos. Empezaron a contactar con distinguidos Chefs de la alta cocina y a visitarlos con los chicos. De esta manera conocían de cerca la gran exigencia que existe en este mundo y la excelencia que lo caracteriza.

En un catering se vive bajo una presión constante que a veces puede desencadenar en una gran frustración y angustia por lo que decidieron dejar esta idea de lado y moverse a una cocina de producción. En este espacio los horarios son más distendidos y existe más margen de tiempos en la entrega. Decidieron acompañar el trabajo en la cocina con una formación de tres meses. A día de hoy, tienen contratados a dieciocho chicos. Cuando están preparados para el mundo laboral se les ayuda a llevar a cabo su propia unidad de negocio.

Un Inicio demuestra junto a muchas otras empresas que una nueva economía está surgiendo y que social es sinónimo de innovación. Otra forma de hacer empresa, más solidaria y con sentido, donde las personas son lo primero y no los resultados económicos.

La economía de las empresas con sentido son una nueva forma de entender los negocios más respetuosa y cercana a los verdaderos problemas de la sociedad y cómo estos son solucionados.

Desde Anmama apoyamos estas iniciativas ya que creemos en una sociedad que tienda hacía negocios sostenibles, esto hace referencia al desempeño de una empresa en tres dimensiones: social, económica y ambiental.

¿Estás montando un evento?